Cuida tus uñas de estos errores

Las uñas, son ese pequeño detalle que hacen grande un estilo deseado. Preocuparse por el color del esmalte puede llegar a parecer lo más sobresaliente, pero hay algo más importante que lo antepone, y es el cuidado adecuado de las uñas. Evitar estos pequeños errores, hará que la manicura solo sea catalogada como prodigiosa, una tendencia de uñas de las mujeres elegantes. Desde pasarelas, hasta el streetwear, la manicura se ha convertido en la base de un atuendo completamente deslumbrante y arrollador, pero todos llegan a la misma conclusión, la manicura lo es todo. Evadir estos desaciertos será el salvavidas de cualquier manicura apetecida, además, algunos tips básicos salvarán el ambiente cuando ir al salón resulta un tanto complejo.

Cutícula en mal estado

Si hay algo base para una manicura ideal es la cutícula, las uñas son un lienzo y como tal deben estar en perfectas condiciones. La cutícula protege la matriz de la uña, por lo que se aconseja no retirarla, simplemente empujarla hacia atrás. El limpiador tiene un lado redondeado y otro más cuadrado, el objetivo es empujar la cutícula suave hacia atrás, los bordes del repujador permiten ceder la uña hacia los lados, cuidándolas de rayones o quiebres indeseados.

Cuidado con el largo

Tener el largo de las uñas desproporcionado hará que la manicura deseada esté cada vez más lejos de las tendencias de uñas más inesperadas. Primero se debe optar por cortarlas con un cortador de uñas, y luego darles una horma igualitaria con una lima suave, para conseguir un efecto almendrado, cuadrado u ovalado, tener las uñas en una sola dirección prevendrá las roturas.

Poca hidratación

Las manos son otra cara de la moneda, que cumplen un papel fundamental en la apariencia de las uñas. Es aconsejable el uso de hidratantes a base de agua para darle amor a las cutículas, mantenerse al tanto de esto mejorará la apariencia de sus manos y cómo se sienten.

Un esmalte casi nulo

El tono perfecto sí existe, y es el que se lleva de manera correcta, cuando un esmalte comienza a caer es una advertencia para retirarlo de inmediato. Sin embargo, para huir de esto, no necesitas horas en el salón de belleza. Para lograr una manicura sofisticada, opta por un estilo natural, siempre será la elección correcta, además, cabe recordar que los tonos clásicos siempre son un acierto.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.