¿Te atreves a ponerle color a tus cejas? Es el maquillaje más loco

Después de la melena de unicornio llega la moda de los colores vivos a nuestras cejas. Ahora, con el verano, está claro que se lleva el color pero existe una vertiente de usuarias que encuentra cualquier excusa para darle un giro y uno de ellos son las cejas de colores .Se trata de enfatizar la mirada de una forma nueva, divertida y contundente. No hace falta que lleves el pelo de colores, es más, una melena coloreada podría hacer que unas cejas del mismo color pierdan su capacidad de impacto.

A juego con tu pelo

Lo primero que debes hacer es analizar tu color de pelo y ver si responde a tonos fríos o cálidos. No caigas en la trampa de pensar que todos los rubios son fríos y los castaños cálidos porque te vas a llevar una sorpresa, así que examínalo a conciencia para no equivocarte con el tono. También debes intentar que sean tus labios los que marquen el contraste para que el efecto sea completo.

Los ojos deben quedar en un segundo plano. No se trata de no maquillarlos, sino de limitar el maquillaje al mínimo: una sombra de ojos neutra para unificar el tono del párpado. También puedes hacer un delineado en forma de ojo de gata pero intenta que el trazo sea fino. Si recargas mucho el ojo con diferentes sombras de colores corres el riesgo de convertirte en una de esas obras del arte contemporáneo que nadie entiende.

La técnica

Utiliza la misma técnica que empleas cuando te arreglas las cejas, con la única excepción de utilizar un lápiz o una sombra del tono elegido en vez de en tonos marrones. Si optas por un lápiz, asegúrate de trabajar con la punta lo más fina posible y dibuja pequeñas líneas en forma de pelo, de abajo hacia arriba y del interior hacia el exterior. Si optas por una sombra de ojos, haz esto mismo utilizando un pincel biselado. Sea como sea, ten en cuenta que necesitarás mucho más pigmento que con un marrón normal, ya que tienes que tapar tu color de cejas original. Lo más importante de este look es que, si finalmente te atreves, que sepas que te van a mirar. Y mucho.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *